El beneficio de Banco de Andalucía retrocede hasta 91 millones, un 0,6% menos

  • La cartera crediticia crece sólo un 0,9%, mientras que los depósitos gestionados registran un aumento semestral del 13%

Banco Andalucía, integrado en el grupo Banco Popular, registró un beneficio de 91 millones de euros en el primer semestre del año (128 millones, antes de impuestos), lo que supone un descenso del 0,6% respecto al resultado obtenido en el mismo periodo del ejercicio anterior. En la comunicación remitida por la entidad a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), Banco de Andalucía precisa que "en el marco del actual entorno económico, caracterizado por la incertidumbre en los mercados financieros y la desaceleración de la actividad, la actuación de la entidad durante el primer semestre del ejercicio de 2008 se ha centrado en la gestión prudente del balance, haciendo especial énfasis en la captación de recursos de clientes para financiar el crecimiento de la inversión crediticia".

Así, el crédito concedido a sus clientes alcanzó los 11.417 millones de euros al cierre de junio de 2008, con un aumento semestral del 0,9%, mientras que el crecimiento del volumen hipotecario "continúa desacelerándose", fruto de la crisis económica y de la menor liquidez en los mercados, de forma que la tasa de crecimiento semestral pasó del 6,4% de hace un año al 2,1% a junio de 2008.

En cuanto a los depósitos de clientes contabilizados, el balance refleja un ascenso hasta los 9.032 millones de euros a cierre del primer semestre, con un crecimiento del 13% en seis meses. También ascendió el margen de intereses obtenido en el primer semestre hasta los 167 millones de euros, con una tasa de variación respecto al primer semestre de 2007 del 10,6%. En referencia a los resultados por operaciones financieras, estos sumaron 5 millones de euros.

Una vez presentados los datos, la entidad reconoció que "la inestabilidad de los mercados financieros ha traído consigo una menor actividad en la distribución de productos derivados entre los clientes, como consecuencia del mayor riesgo que comportan y la prudencia que el banco suele imprimir a la comercialización de los mismos".

Todo lo anterior hace que el margen bruto del primer semestre se sitúe en 229 millones de euros, superior en un 3,8% a la cifra del año precedente. Además, durante los seis primeros meses de 2008, los gastos de administración se incrementaron en un 10,1%, hasta alcanzar los 65 millones de euros.

Desde Banco de Andalucía se indica que el primer semestre del ejercicio 2008 "tiene el perfil de un claro cambio de ciclo económico en un entorno internacional de crisis, con una fuerte desaceleración del PIB y aumento del desempleo, incremento de la morosidad bancaria, contracción del crédito y encarecimiento del pasivo". Por todo ello, reconoce que el "deterioro" de la situación económica ha propiciado un repunte de la ratio de morosidad, que se sitúa en el 2,19%. No obstante, apunta que "el control de la calidad del riesgo y el énfasis puesto en la recuperación de saldos dudosos mantiene la morosidad en niveles controlados".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios