Montoro defiende que la amnistía fiscal ha logrado aflorar bases que tributarán

  • El ministro dice que el "proceso de regularización ha aportado una recaudación importante a la Hacienda Pública" y que estos activos contribuirán a la financiación de los servicios públicos.

Comentarios 1

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha defendido una vez más los resultados conseguido con la llamada amnistía fiscal alegando que junto a lo recaudado por la Agencia Tributaria por la regularización de activos, también ha tenido un efecto positivo en materia de afloramiento de bases, que a partir de ahora estarán sometidas a tributación y contribuirán a la financiación de los servicios públicos y a la reducción del déficit.

Durante la Sesión de Control al Gobierno en el Pleno del Congreso, Montoro ha insistido una vez más en que "en España no ha habido ninguna amnistía fiscal, sino un proceso de regularización fiscal que ha aportado una recaudación importante a la Hacienda Pública, al servicio de la financiación de los servicios públicos y también en términos de afloramiento de bases, que permitirá financiar todavía más correctamente los servicios públicos en el futuro".

A renglón seguido, ha citado al ex diputado Ramón Espasa i Oliver, quien en 1991 valoró la regularización acometida por el Gobierno de Felipe González asegurando que había tenido un "resultado globalmente positivo" pese a no haberse alcanzado las cifras previstas, y circunscribió la medida a la necesidad de alcanzar los criterios de convergencia del Tratado de Maastricht. "Cuánto echamos en falta a esos diputados de la izquierda que entendían que regularizar el dinero oculto es aflorar bases para financiar los servicios públicos y hacer frente a la crisis de déficit público", ha señalado el ministro, que por último ha pedido "más coherencia y más lógica" a todos, incluidos algunos medios de comunicación que, desde sus editoriales, "no tienen duda en referir a la sociedad la importancia de aflorar bases imponibles cuando ellos mismos tienen deudas con la Hacienda Pública".

"Una inmoralidad y una vergüenza"

Frente a estos argumentos, el portavoz socialista de Hacienda en la Cámara, Pedro Saura, ha calificado la amnistía fiscal de "inmoralidad y vergüenza" que "ha destruido la conciencia fiscal" de los españoles, lo que conducirá a "más economía sumergida, más fraude y menos recaudación en el futuro", además de no haber siquiera alcanzado "un tercio" de lo previsto. "Hay vías más nobles, más decentes (para recaudar más)", ha dicho el diputado murciano, señalando que el Ejecutivo socialista consiguió, en su último año de mandato, recaudar más de 56.000 millones a través de la lucha contra el fraude. Asimismo, ha criticado que los inspectores de la Agencia Tributaria no tengan acceso a la información de quienes se han acogido a la amnistía y que no se haya controlado el origen de los fondos declarados.

Asimismo, ha criticado el "gran regalo a los grandes patrimonios" que se ha hecho con esta medida, que finalmente "ni siquiera ha aplicado un 10% fijado en la ley, sino el 1% o el 2%, porque sólo se ha aplicado a la rentabilidad de los patrimonios amnistiados" y no al total de las cantidades evadidas. "Es una desvergüenza. Usted al final va a ser el ministro de la amnistía fiscal, el ministro que le cobró entre el 1% y el 2% a los patrimonios amnistiados y, por contra, hizo la subida más importante de la Democracia en los impuestos a la clase media. Usted, señor Montoro, será el autor de esa inmoralidad y de esa desvergüenza", ha zanjado Saura.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios