Fernández: "Aprobamos las cuentas de Bankia para quitárnoslas de encima"

  • El ex consejero de la entidad y vicepresidente de la CEOE dice que no sabía que Deloitte expresó dudas

El vicepresidente primero de CEOE, Arturo Fernández, que ayer declaró como imputado en el caso Bankia, dijo que los ex consejeros que, como él, aprobaron las cuentas reformuladas del grupo que arrojaban pérdidas millonarias, lo hicieron para quitarse "esto de encima de la forma más rápida posible".

Fernández aseguró al magistrado de la Audiencia Nacional Fernando Andreu, en relación con los primeros balances que se aprobaron en marzo y que reflejaban unos beneficios de 309 millones de euros, que "si Deloitte dice que están bien las cuentas, no voy a leerlas".

En la misma línea que los otros ex consejeros que ya han sido interrogados, el también presidente de la patronal madrileña (CEIM) insistió en que no se le informó de que el auditor, Deloitte, hubiera planteado discrepancias sobre las cuentas de 2011 cuando hubo que aprobarlas, en marzo de 2012.

Esas cuentas, aprobadas bajo la presidencia de Rodrigo Rato, reflejaron un beneficio de 309 millones de euros frente a las pérdidas de 2.979 millones de mayo, cuando se anunció la necesidad de pedir una ayuda pública de 19.000 millones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios