Aguirre consigue el aval legislativo para forzar la salida del presidente de Caja Madrid

  • "Quizá el alcalde no ha tenido tiempo suficiente de leer la Ley de Cajas", afirma en respuesta a las críticas de Gallardón.

Comentarios 1

La Asamblea de Madrid aprobó la modificación de la Ley de Cajas -vía Ley de Acompañamiento a los Presupuestos autonómicos para 2009-, herramienta con la que la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, intenta bloquear la reelección de Miguel Blesa como presidente de Caja Madrid. Tras el preceptivo y previsible aval legislativo, la presidenta madrileña dijo hoy estar "absolutamente convencida" de que Blesa cumplirá "escrupulosamente" con una norma que, aseguró "no va contra nadie ni limita los derechos de nadie". Sobre las críticas de Alberto Ruiz-Gallardón, Aguirre señaló que deben deberse a que el alcalde de Madrid "no ha tenido tiempo suficiente de leer" la nueva normativa. Ante este nuevo encontronazo entre Aguirre y Gallardón, el responsable económico del PP, Cristóbal Montoro, se limitó a reclamar "responsabilidad" para garantizar "la menor injerencia política" en Caja Madrid.

"Estoy absolutamente convencida de que, como ha hecho siempre, Miguel Blesa cumplirá la Ley", afirmó Aguirre en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno que se celebró hoy en la Asamblea de Madrid minutos después de que se aprobara la nueva Ley de Cajas. Una norma, subrayó, que "no va contra nadie, ni limita los derechos de nadie ni muchísimo menos pretende que se disuelva la asamblea" de Caja Madrid. 

En este punto Aguirre señaló que la Presidencia de Caja Madrid será elegida en el mes de septiembre de 2009, "que es cuando cumple el mandato de seis años". "Estoy convencida que la ley, que es la expresión de la voluntad general, obliga a todos. Ya pasaron los tiempos de Bodino, donde el Príncipe no estaba sujeto a las leyes. Aquí las leyes obligan a todo el mundo", insistió. Interrogada sobre la disconformidad ya expresada por el Ayuntamiento de Madrid con esta norma y sobre la posibilidad de que la recurra ante los tribunales, Aguirre señaló que estas discrepancias pueden deberse a que "el alcalde no ha tenido suficiente tiempo para leerse la Ley". 

También destacó que la Ley de Cajas de la Comunidad de Madrid son cumplir y adaptarse a la Ley Orgánica de Cajas de Ahorros (Lorca), de carácter nacional, "como han hecho el resto de comunidades", y dar más participación a la sociedad civil y menos al sector público y más representación a los ayuntamientos en el Consejo de Administración de la Caja. Así recordó que, en virtud de "la importancia" que tiene el Consistorio de la capital en esta región, la Comunidad "limita al 30 por ciento" la representación del Ayuntamiento de Gallardón en la Caja -que actualmente es del 70 por ciento- y no al 20 o al 25 por ciento como lo hacen otras comunidades.

Ante este nuevo capítulo en la guerra de poderes que mantienen Aguirre y Gallardón, Génova pide a sus dirigentes estabilidad y apela a la "responsabilidad" tanto de la presidenta madrileña como del alcalde de la capital. En todo caso, Cristóbal Montoro señaló que la dirección nacional del PP no tiene "opinión formalizada" sobre la reforma de la Ley de Cajas promovida por la Comunidad de Madrid, sino que corresponde al Ejecutivo autonómico y a las corporaciones locales desarrollar esta modificación. 

"Cada uno debe ejercer su responsabilidad como cada uno tenga a bien responder", afirmó el responsable económico del PP que -sin nombrar en ningún momento ni a Gallardón, ni a Aguirre, ni siquiera a Blesa porque "el PP no hace política de nombres propios"- señaló que a su formación le preocupa la calidad" del gobierno de las entidades financieras en el actual momento de crisis económica, y pidió que "cualquier cambio" que se produzca en las mismas tenga como objeto "dar estabilidad".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios