La última jornada del año se juega (casi) toda hoy

Es humano. Los futbolistas, que viven en su inmensa mayoría lejos de sus hogares, tienen ganas de tomar cuanto antes sus vacaciones de Navidad. Y, como en esto del balompié son ellos los que deciden al final, han conseguido que sus respectivos equipos adelanten sus partidos a hoy. Toda la última fecha de 2008 se disputa en sábado a excepción de los dos choques televisados del domingo (buenos partidos, por cierto: Xerez-Nàstic y Alavés-Tenerife).

Así, esta tarde se decidirá si el Salamanca se marcha del año en lo más alto de la tabla. Únicamente debe vencer a una Real Sociedad hambrienta de puntos, inmersa en luchas intestinas por el poder (Badiola podría salir del club hoy mismo) y, gracias a Lillo, también en el punto de mira de los árbitros.

En esa misma zona noble, otro histórico, el Zaragoza, tiene un duelo a priori fácil ante uno de los condenados antes de tiempo, el Alicante. La carga de la prueba juega en contra de los maños, que deberán superar la presión ambiental de una Romareda que no entendería un tropiezo.

Otro que sueña con Primera es el Hércules, que cruzará sus armas con el equipo revelación, el Huesca. De vencer en el Rico Pérez, los oscenses podrían auparse a zona de Primera, luego de haber vivido en Segunda B toda la 2007-2008. Cosas del fútbol.

En Castellón también están crecidos. Más teniendo en cuenta que son el segundo mejor equipo en este año natural y que se muestran de los más sólidos de la zona alta. Encima, hoy se mide al Girona. Un rival que, pese a estar completando una fenomenal campaña para sus posibilidades, acude a Castalia con siete bajas.

En idénticas condiciones se encuentra el Rayito. A pesar de que a Diamé (el mejor mediocentro del campeonato) se lo vayan a llevar muy probablemente a la vuelta de las fiestas, no pierden el sueño de un hipotético retorno a Primera. Hoy volverán a jugar fuera de casa tras conquistar El Arcángel. El Martínez Valero, donde el Elche se ha atrincherado para conseguir salir del descenso, no será una plaza sencilla.

Los vecinos de abajo están igual de inquietos. En la Ciudad deportiva del Sevilla pleitearán dos de los candidatos a quemarse. El filial (quien menos goles marca y más recibe) y el Eibar jugarán un duelo traumático. En Murcia se estrenarán Campos como entrenador y Guillamón de presidente. Clemente ha dejado al equipo antepenúltimo con trece puntos. El de Barakaldo se ha cubierto de gloria en Segunda.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios