Otro paso importante hacia la Champions

El Valencia prolongó su racha triunfal con una nueva victoria en Mestalla, ante el Alavés (3-1), que pudo ser más amplia de no ser por la buena actuación de Pacheco.

El Valencia encarriló bien el partido en la primera parte con dos goles, pero un tanto del Alavés en los primeros compases del segundo tiempo dio vida temporalmente al equipo vitoriano, aunque el conjunto local pronto volvió a poner tierra de por medio.

El cuadro local se hizo con el control del juego desde el inicio ante un Alavés bien ubicado y de hecho, la primera oportunidad clara llegó en la meta defendida por Neto tras un centro de Munir que cabeceó Sobrino. El Valencia respondió pronto y poco después un zapatazo de Dani Parejo desde fuera del área obligó a Pacheco a intervenir. El que no falló fue Rodrigo tres minutos después. Una pared en la frontal entre él y Zaza, que le devolvió el balón de espaldas, dejó solo a su compañero con y el hispano-brasileño batió a Pacheco. La resistencia del Alavés ante el asedio local duró hasta el minuto 34, cuando Zaza obtuvo premio a su insistencia al rematar un centro desde la derecha.

El Alavés se volvió a meter en el partido con un tempranero gol de Sobrino en el arranque del segundo tiempo. Martín llegó al área local y asistió al delantero, que superó a Neto. Aunque el Alavés protagonizó un intercambio de golpes con el Valencia, el intento de reacción visitante acabó con un gol en propia puerta de Laguardia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios