fútbol liga santander

Un derbi por la segunda plaza

  • Real Madrid y Atlético se citan en el Santiago Bernabéu con el Barcelona en el punto de mira

  • Simeone colocará su once de gala y Zidane al galés Bale

Un derbi por la segunda plaza Un derbi por la segunda plaza

Un derbi por la segunda plaza

Lanzados en sus respectivas competiciones europeas pero alejados de un Barcelona que marca el ritmo en la Liga, Real Madrid y Atlético protagonizarán hoy el esperado derbi madrileño con los azulgrana en su punto de mira y en sus pensamientos.

A mucha distancia de los catalanes, los blancos (63) ya apenas cuentan para un título que podrían acercar al Barcelona con un triunfo sobre los rojiblancos. Con cuatro unidades más que sus ricos vecinos (67), los hombres comandados por Diego Simeone luchan aún por recortar su desventaja respecto a los azulgrana, a los que todavía no vieron perder.

"Este partido es muy importante para los dos. Ellos tienen tres puntos en juego y nosotros, también; ellos son segundos, nosotros, terceros", afirmó hoy Zidane. "El Atlético es un gran equipo, se merece estar donde está y nosotros vamos a intentar recortar la distancia".

A ocho jornadas para la conclusión del campeonato, estar por detrás del Atlético no deja de incomodar al vigente campeón de Liga, que quiere atrapar el segundo puesto, aunque sólo sea por una cuestión de jerarquía. "Ésa es nuestra obligación: dar el máximo en todos los partidos y recortar los máximos puntos posibles, demostrar que somos competitivos y que queremos ganar", aseguró Zidane.

Después del reciente triunfo por 0-3 en la cancha de la Juventus, que confirmó la buena marcha de los blancos en la Liga de Campeones, el técnico espera que los suyos mantengan la "intensidad" suficiente para enfrentarse a un Atlético que le tiene tomada la medida al Santiago Bernabéu.

Con Simeone al mando, abandonó su complejo de inferioridad respecto al todopoderoso vecino y, en las últimas cuatro temporadas, arrancó tres triunfos y un empate de Chamartín. A repetir victoria aspiran los de Simeone hoy, pese a los condicionantes físicos que marcarán el duelo.

Los rojiblancos llegarán al derbi con un día menos de descanso que los de Zidane, después de disputar el jueves su duelo de la Liga Europa frente al Sporting de Lisboa. El triunfo (2-0) y el hecho de que el choque se disputara en Madrid matizan el desgaste de un Atlético que, tras sus ventas en el mercado de invierno y las lesiones, apenas tiene segunda unidad.

Así las cosas y en busca de tres puntos que mantengan la presión sobre el Barcelona, todo apunta a que el entrenador argentino apostará por su once de gala en el Bernabéu, con las únicas dudas de los renqueantes Vrsaljko y Juanfran en el lateral derecho y con la habitual incógnita en el mediocampo: ¿Correa o Thomas?

Con bastantes más recambios que su par rojiblanco y la Juventus esperando el miércoles en la vuelta de los cuartos de la Champions, Zidane podría, en cambio, optar por hacer alguna rotación.

Las miradas apuntan al galés Gareth Bale, que no jugó ni un minuto ante la Juve; a Isco, que tampoco contó últimamente con la confianza de Zidane; y al portugués Cristiano Ronaldo que, en plena racha goleadora, difícilmente querrá descansar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios