Santos Mirasierra, en libertad bajo fianza de 6.000 euros

  • El ultra marsellés abandonará en las próximas horas la prisión de Soto del Real, donde ingresó hace más de tres meses .

La juez del Juzgado de lo Penal número 20 de Madrid, Caridad Hernández García, dejó hoy en libertad provisional bajo fianza de 6.000 euros al hincha del Olympique de Marsella Santos Mirasierra, condenado a tres años y medio por golpear a un agente y lanzar una silla contra otro policía el pasado 1 de octubre en el partido de Liga de Campeones Atlético de Madrid-Olympique disputado en el Vicente Calderón.

En un auto dictado hoy, al que tuvo acceso Europa Press, la magistrada acuerda dejarle en libertad provisional, a instancias de la Fiscalía de Madrid, hasta que la Audiencia Provincial de Madrid resuelva el recurso de apelación presentado esta mañana por la defensa del aficionado marsellés.

Su abogado solicitó la libertad inmediata de Santos, al entender que hasta que no haya pronunciamiento sobre el recurso la "culpabilidad" de su cliente "sigue siendo provisional".

Por ello, Santos Mirasierra abandonará en las próximas horas la prisión madrileña de Soto del Real, donde ingresó el pasado 3 de octubre por su implicación en los disturbios del Calderón. Entonces se decretó su ingreso en prisión preventiva debido a "la gravedad de los hechos" que se le imputaban, así como para asegurar su presencia durante la celebración de la vita oral. También se tuvo en consideración su falta de arraigo al territorio nacional.

Para modificar la situación procesal del hincha francés, el Juzgado valora ahora que la sentencia de instancia no sea firme y que se haya interpuesto un recurso de apelación contra la misma. También tiene en cuenta que ya ha quedado sin vigencia el peligro de falta de presencia del acusado al juicio, puesto que se celebró el pasado 3 de diciembre.

Asimismo, la magistrada le deja libre a tenor de que el Ministerio Público se ha mostrado partidario de ello, con la prestación de fianza de 6.000 euros para eludir la prisión. Además, recuerda la magistrada que hasta el momento presente, "la presunción de inocencia establecida a nivel constitucional, todavía protege al acusado".

Sin perjuicio de lo que pueda resolver la Audiencia, señala el auto, Santos Mirasierra podrá cumplir la condena en Francia, atendiendo al principio de reciprocidad entre España y su país de residencia. El Juzgado número 20 le condenó el pasado viernes a tres años y medio por un delito de atentado a la autoridad con uso de instrumento peligroso, lesiones y una falta.

El pasado 3 de diciembre, el acusado aprovechó su turno de la última palabra en el juicio que se celebró para manifestar: "Soy un ultra, pero no un 'hooligan' ni un animal. Soy inocente y el Olympique es mi vida, mi energía".

La Fiscalía de Madrid solicitaba ocho años de prisión por un delito de atentado en concurso con un delito de lesiones y otro de desórdenes públicos. En la sentencia dictada el pasado viernes, la juez acordó absolverle del delito de desórdenes públicos del que había sido acusado al no contar con pruebas suficientes que sustentaran esta acusación.

En la vista oral, el acusado aseguró que su "intención era colaborar" con la Policía, negando en un principio haber empujado a un policía en la grada del Calderón. Sin embargo, luego confesó que le empujó "para proteger a una mujer", que estaba herida, y que posteriormente declaró en calidad de testigo, reafirmando las palabras del francés.

En cuanto al lanzamiento de sillas a los agentes, Mirasierra negó este extremo. No obstante, el policía le identificó posteriormente en la misma sala de vistas como el autor de este lanzamiento.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios