Montañismo · Expedición Córdoba Everest 2008

Honor y gloria para los héroes del Himalaya

  • Ricardo Guerrero y José Baena llegan a Córdoba tras hollar la cima del mundo

Comentarios 0

Los montañeros Ricardo Guerrero y José Baena llegaron ayer a Córdoba diez días después de coronar los 8.848 metros del Everest y convertirse en los primeros cordobeses en hollar la cima más alta del mundo.

Un centenar de amigos, familiares y representantes de la clase política se dieron cita en la estación para recibir a los miembros de la expedición Córdoba Everest 2008, cuyos rostros reflejaban la alegría tras conseguir el éxito.

"El Everest era un proyecto en el que hemos estado trabajando cinco años con mucha gente y con muchos deportistas, y al final, se ha alcanzado el objetivo", indicó Guerrero, que incidió en el factor simbólico de la cima nepalí. "Es un pico factible, incluso creo que en Córdoba hay mucho material para hacer cosas más importantes que el Everest", señaló Guerrero, que reconoció que "asaltar esta montaña es más por lo simbólico de subir la bandera de la capitalidad cultural".

Guerrero añadió que la expedición ha tenido muchas limitaciones, además de afrontar los peligros de una ascensión marcada por la aglomeración de expediciones y el paso de la antorcha olímpica, que obligó a los montañeros a retrasar durante varios días su asalto a la cumbre.

Su compañero, el montillano José Baena, apuntó que la expedición "ha sido una experiencia muy bonita. Al final de tanto tiempo trabajando y luchando para llegar a la cumbre, lo hemos conseguido".

El alpinista guarda un recuerdo imborrable del día en que la expedición hizo cumbre, pero sin embargo destaca la extrema dificultad de bajada, que calificó de "tremenda y con muchísimo viento, nieve y frío".

más noticias de DEPORTES Ir a la sección Deportes »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios