China y Europa del Este, principales destinos para nuevos campos de golf

  • Un estudio se ocupa de la tendencia de las nuevas construcciones de campos de golf, con China como principal foco de expansión · Un recorrido de 18 hoyos cuesta entre 1,5 y 6,8 millones de euros

Recientemente se ha dado a conocer un estudio sobre los costes de construcción de los campos de golf, así como los destinos de la próxima expansión de campos, cuando el actual descenso financiero y económico deje de afectar. Y las señales que nos da esta perspectiva es que van a salir nuevos competidores a nuestro país en el nuevo mapa del desarrollo.

Según el estudio facilitado por KPMG Golf Benchmark, tras consultar a los arquitectos de campos de golf, los nuevos destinos de golf para la próxima década serán China (58%), Europa del Este (55%), Emiratos Árabes (43%), India (42%) y Rusia (30%).

Hablando de precios, el coste de la construcción de un campo de golf de 18 hoyos se ha incrementado en más de un 20% en los últimos años, según el estudio realizado en Europa, Africa y Medio Este sobre 150 campos en 27 países diferentes. El coste medio varía según la calidad, situándose entre 2,2 y 3,0 millones de euros para un campo con calidad entre baja y media, cifra que asciende a 5,9 millones si la calidad de acabado es alta y que llega a los 6,8 millones de euros si es un campo "de firma", es decir, con el respaldo de una de las figuras del golf mundial. Concretamente en Europa los precios oscilan según los puntos cardinales: viene costando alrededor de 1,5 millones en el Este; 2,6 en el Norte; 2,7 en el Centro; 3,9 en Gran Bretaña e Irlanda y 5,3 en el Oeste, tardándose alrededor de 4-5 años desde que se proyecta hasta que se acaba el campo. La obtención de los permisos oscila entre los pocos meses en Este Medio y los 2 ó 3 años en el norte de Europa. Precisamente obtener los permisos es el mayor inconveniente (36%) para sacar adelante un proyecto, seguido por los retrasos a causa del mal tiempo (28%) y de la oposición medioambiental (24%).

Los gastos en el Medio Este son mucho más altos debido a la obsesión por la calidad y por los campos "con firma" , que tienden a ser entre 2 y 2,5 veces más caros. Sin embargo, curiosamente, es donde se están terminando actualmente más campos de golf y con la firma de profesionales más relevantes y de arquitectos de golf más reconocidos, ya que con esta política, si bien se incrementan los gastos de construcción, también se aseguran la posibilidad de aumentar los precios de las urbanizaciones adyacentes al campo de golf. Igualmente ayudan a justificar esta política los altos ingresos que producen los campos y los beneficios en esta zona, establecidos en un promedio de 5 millones de euros por año, con unos beneficios de explotación de un 30% según el estudio citado.

El coste de un campo de golf combina un 11% de los gastos previos, incluyendo permisos y gastos de diseño, y un 89% en los gastos propios de la construcción, que incluyen movimiento de tierra, instalación de riego, siembra y moldeo, pero sin contar la compra del terreno e inversiones de otro tipo, como maquinaria de mantenimiento.

De los casos consultados, el 42% estaba vinculado a un resort o a una urbanización y todos los consultados afirmaron que habían podido vender mejor las unidades inmobiliarias como consecuencia del campo de golf, sobre todo si se compara con las casas de la localidad que no contaban con golf. Al mismo tiempo, tres cuartos de la oferta que contaba con un arquitecto famoso afirmaba que era una garantía de mejor venta de sus casas (facilidad y precio), afirmación que aún era mejor valorada por quienes contaban con un campo "de firma".

Como último detalle destacable, señalar que según los datos obtenidos en nuevos campos, hay una clara tendencia a establecerse en comunidades y en resorts turísticos, incluso en zonas donde ya hay campos de golf en mercados tan establecidos como Irlanda o Gran Bretaña.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios