córdoba cf

Armando, por sorpresa

  • El central motrileño, que ya fue pretendido en verano, se compromete con el CCF para ser el primer fichaje del mercado invernal González anuncia que habrá algún movimiento más

Comentarios 2

Armando Lozano Sánchez, motrileño de 28 años recién cumplidos, será jugador del Córdoba a partir de la próxima semana. El central, que estaba sin equipo tras desvincularse del Veracruz mexicano, ya tiene cerrado un principio de acuerdo con el club blanquiverde para convertirse en el primer refuerzo invernal, si bien no se hará oficial hasta el final de esta primera fase de la temporada. Con este fichaje, de un jugador que ya estuvo en la órbita cordobesista el pasado verano, la secretaría técnica pretende solventar las deficiencias defensivas mostradas en lo que va de campeonato. Éste será el primero de los movimientos, tanto de entradas como de salidas, que se esperan en una entidad que quiere engancharse como sea al tren que conduce a Primera División.

La llegada de Armando se producirá unos meses más tarde del plan inicialmente previsto en las oficinas de El Arcángel. Porque Juan Luna Eslava lo persiguió sin éxito durante todo el verano, cuando el futbolista quedó libre tras finalizar su contrato con el filial del Barcelona, con el que disputó 49 partidos en dos temporadas en Segunda División, llegando a ostentar la capitanía. También se interesó por él Las Palmas, pero la suculenta oferta llegada desde el fútbol mexicano le invitó a vivir una aventura que ha terminado mucho antes de lo esperado.

Porque el granadino no llegó a consolidarse nunca en la defensa de los Tiburones Rojos de Veracruz. El zaguero jugó en la Copa MX 4 partidos y un total de 315 minutos, contando idénticos encuentros y 345' en el Ascenso MX, aunque en este torneo hasta firmó un tanto. Su rendimiento no fue el esperado, como tampoco el del equipo escualo, que no llegó a clasificarse siquiera para la liguilla, terminando más cerca de los últimos puestos de la clasificacion. Visto lo visto, ambas partes decidieron poner fin al contrato, por lo que el futbolista volvió a España para ponerse en el mercado de cara a la segunda mitad de la temporada.

Y el CCF no tardó en llamar otra vez a su puerta. Armando es un zaguero que encaja a la perfección en su filosofía de juego. Con un físico imponente, su paso por la casa azulgrana le dotó de capacidad para jugar la pelota desde atrás, algo que caza con el ideal de Berges. Pero sin restarle un ápice su carácter competitivo, que le permite ser expeditivo. Una faceta en la que se curtió en sus pasos por el Málaga B, Los Palacios, el Málaga, el Levante y el Cartagena, por los que pasó tras iniciarse en el conjunto de su localidad natal. De hecho, el central ya estuvo viendo en directo el último duelo en El Arcángel contra el Sporting. Quedó prendado del ambiente, algo que vivirá cada quince días a partir del regreso de la competición en enero.

La llegada de Armando refrenda las palabras de ayer de Carlos González en CCFRadio, donde advirtió que "la semana que viene" se haría oficial el primer fichaje del equipo para la segunda vuelta liguera. Que no el último, porque el mandatario habló de "refuerzos", lo que a buen seguro implicará alguna salida. Eso, quizás, sea lo que haya frenado que se dé ya oficialidad al fichaje de Armando, que debería estar ya a disposición de Berges en la vuelta al trabajo del grupo el próximo día 30.

Porque como apuntó el dirigente cordobesista, la intención es agilizar al máximo el acoplamiento de las piezas que aterricen en el mercado invernal. "Estamos trabajando para que los nuevos fichajes se incorporen cuanto antes, para que no se alargue su incorporación hasta el mes de febrero, porque si no sería un desastre", argumentó González. Con Armando, que apura sus vacaciones entre Motril y Almería, ciudad de la que es su pareja, no habrá problemas. El jugador está deseando de volver a vestirse de corto tras ejercitarse con el Motril Atlético.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios