Garrido tiene fijado el plan para el futuro

  • El líder de Only One Way, empresa interesada en adquirir club, tiene previsto estar hoy en El Arcángel

José Miguel Garrido y la empresa Only One Way están decididos a hacerse con el paquete mayoritario de acciones del Córdoba, en la actualidad propiedad del discutido Carlos González. Tras reconocer esta misma semana el interés en el club blanquiverde, el empresario madrileño que es cabeza visible de este grupo inversor tiene previsto ver hoy el partido ante el Rayo en directo desde el graderío de El Arcángel. Sería un acercamiento más, al que seguramente, y aprovechando el momento, seguiría algún tipo de encuentro formal con el máximo accionista o su hijo, el presidente Alejandro González Muñoz, con los que el expresidente del Albacete reconoce mantener contacto desde hace años.

De momento, la delicada situación deportiva en la que se halla el CCF juegan a favor de Garrido. De hecho, Carlos González parece por fin dispuesto a escuchar ofertas, siempre que sean con un mínimo de 16 millones en la mesa. No parece fácil que alguien esté dispuesto a ofrecer tal cantidad por un equipo que ahora mismo es colista de la clasificación en Segunda y tiene la permanencia a más de dos partidos. Con todo, la propuesta que maneja Only One Way, seguramente con pagos en función de objetivos, puede acercarse bastante, lo que dibuja un horizonte que invita a un acercamiento futuro.

La confianza de Gómez y Cándido en revertir la situación es lo que frena ahora a la propiedad

Por ahora, el principal freno en dar luz verde a la operación está en la confianza que el director de fútbol, Álex Gómez, y su asesor deportivo, Cándido Cardoso, están empeñados en transmitir a la propiedad sobre que es posible revertir esta situación crítica. No es un tema menor, pues el pasado verano el valor del Córdoba se podía disparar por encima de los 20 millones, mientras que hoy está más cerca de los 10 y, quizás en unos meses, no llegue a cinco. Es el riesgo sobre el que juega Carlos González y ante el que tiene que decidir en un espacio corto de tiempo, seguramente influenciado por los resultados próximos.

José Miguel Garrido lleva desde julio tratando de entrar en un nuevo club en España. Tiene dinero fresco, pues en verano salió del Albacete a cambio de 10,1 millones de euros que desembolsó el grupo Skyline. Hasta hace un par de semanas, su destino parecía el Elche, actualmente en Segunda B, después de un largo proceso de negociación con el Instituto Valenciano de Finanzas (IVF) que tiene los derechos sobre el club ilicitano y tener la voluntad del presidente. Pero la entrada en acción del exmandatario José Sepulcre le obligaron a dar un paso al lado que pueden traerlo hasta Córdoba.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios