El primer semestre del año concluye con 32 agresiones en centros sanitarios

  • El 40,6% de los incidentes son de carácter físico · Los médicos de familia y los enfermeros son los profesionales que reciben el mayor número de ataques durante las consultas en los centros de salud

Comentarios 5

Las agresiones en los hospitales y centros de salud continúan y en los primeros tres meses de 2011 se registraron 32 incidentes, de los que 13 fueron agresiones físicas -el 40,6%- y el resto de carácter verbal. Estos son los datos que recoge el inventario que ha hecho Comisiones Obreras (CCOO) sobre los ataques verbales o físicos cometidos contra trabajadores de centros sanitarios en el primer trimestre del año. El informe está basado en datos oficiales del Registro Informatizado de Agresiones (RIAC) del Servicio Andaluz de Salud y engloba todas las categorías.

El documento recoge datos desde 2007, año en el que se registraron 118 incidentes -42 físicos y 76 verbales-. Un año después, las agresiones se redujeron hasta las 97 en los centros hospitalarios de la provincia, mientras que en 2009 se incrementaron de nuevo y alcanzaron las 112. El año pasado, la situación mejoró levemente al registrarse 87 agresiones, de las que 25 fueron físicas y 62 de carácter verbal. Así las cosas, en los últimos cuatros años los hospitales y centros de salud han contabilizado un total de 446 incidentes. Según los datos recogidos por el RIAC, los ataques físicos en proporción son menos que los verbales.

CCOO lanza una advertencia: de continuar la tendencia en toda Andalucía, a fin de año las agresiones se incrementarían un 50% dado que de seguir la proyección del primer trimestre 2011 acabaría con 1.316- con respecto a las registradas en 2007.

Según este documento, los detonantes más habituales de los ataques son el desacuerdo con la atención recibida y la demora en la asistencia. Y ninguna categoría laboral está a salvo, aunque son los sanitarios los que se llevan la peor parte.

Por niveles, las agresiones están casi parejas entre hospitales y atención primaria, aunque suelen estar ligeramente por encima en los centros de salud. Según los datos del año pasado en Andalucía, el 53,5% de las agresiones se produjeron en un ambulatorio y el 46,5% restante en un centro hospitalario.

El informe también pone de manifiesto que son los médicos de familia y los enfermeros los profesionales que sufren el mayor número de agresiones mientras pasan consulta o realizan algún tipo de cura.

más noticias de CÓRDOBA Ir a la sección Córdoba »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios