Los nueve patios del Casco Histórico estarán abiertos hasta el próximo 4 de enero

  • Unas 15.000 personas pasaron en 2007 por las casas, que este año contarán de nuevo con la actuación de dos coros

Los patios también abren en Navidad. Ni el frío de los últimos días de otoño han provocado que falten claveles y gitanillas, junto a las flores de Pascua, en las casas de nueve vecinos del Casco Histórico que a partir de esta tarde abren sus puertas para todo aquel que quiera vivir las fiestas navideñas con sabor añejo.

Los nueve patios -este año se ha incorporado uno con respecto a la edición de 2007- permanecerán abiertos de 18:00 a 21:00, hasta el próximo 4 de enero. Eso sí, los días 24 y 25 y 30 y 31 de diciembre estarán cerrados "porque son días familiares, incluidos para los que viven los patios", consideró el concejal de Ferias y Festejos, Marcelino Ferrero, durante la presentación de la tercera edición de la iniciativa, organizada por la Asociación Claveles y Gitanillas. Ferrero subrayó que el proyecto surgió desde el colectivo y también "por el encanto natural del ambiente navideño".

En concreto, los patios que abrirán al público durante estos días son: Maese Luis, 22; Mucho Trigo, 21; Carbonell y Morand, 20; Pozanco, 6; Pastora, 2; Juan Tocino, 3; Isabel II, 1; La Palma, 3 y el ubicado en la calle Siete Revueltas, 1. Todos ellos contarán con las actuaciones de los coros Hermandad de la Merced y el Grupo Jácara, que interpretarán villancicos y canciones navideñas para deleite de los visitantes.

La iniciativa cuenta, además, con el respaldo de la población local y también de los turistas, ya que son muchos los que acuden a Córdoba sólo para verlos en estas fechas; buena prueba de ello es que el año pasado unas 15.000 personas acudieron a ellos. La presidenta de la Asociación Claveles y Gitanillas, Leonor Camorra, aseguró que en estas fechas "la gente participa más que en el mes de mayo". Añadió que los más pequeños de la ciudad también podrán conocer cómo se vivía la Navidad en los patios hace unas cuantas décadas, ya que varios grupos escolares los visitarán, pero en horario de mañana.

Para incrementar el número de visitas, la asociación Claveles y Gitanillas entregará a cada persona un "pasaporte de los patios", que se sellará en cada una de las casas. Una vez que el visitante tenga ese pasaporte con la marca de los nueve patios, el colectivo le entregará una zambomba, para que no decaiga el espíritu navideño.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios