Una lírica apta para todos los públicos

  • La taberna Fuenseca acoge un recital de varios miembros de la asociación Nueva Poesía de Córdobal Gran actividad La próxima cita de este colectivo cultural tendrá lugar mañana en el centro cívico que está situado junto a la biblioteca de Lepanto.

Versos que se encadenan buscando la magia de la literatura. Rimas que desbordan la pasión que contiene las letras. Poesía, mucha poesía. Entre los magistrales acordes del maestro Paco Conde, la voz firme de Carmen Béjar hablaba de amor, primavera o mentiras. A sus 32 años, es la más joven de la asociación Nueva Poesía de Córdoba, un colectivo que se creó a finales del pasado año con el objetivo de hacer llegar la poesía a todo el público que siente una sensibilidad especial por este género literario.

Durante todo el mes de julio, la taberna de la Fuenseca, referente tradicional de la ciudad, ha sido el rincón de encuentro de este grupo de artistas con mayúscula. Poesía, música, diálogo y amistad se dieron la mano ayer para deleitar a un público entregado a los recitales.

Desde autores con una consolidada trayectoria en el mundo de las letras, como es el presidente de la asociación, Pepe Villanueva, hasta esta joven promesa de la poesía, que confiesa que plasma en su cuaderno lo que le marca la inspiración. "Me estoy enganchando total a este grupo", confesaba la joven, quien accedió a él a través de la escritora Concha Alcalde. "Aquí encuentro una oreja que me escuche, un espacio donde hacer realidad mi vocación", añadía. Sus versos son frescos, joviales, auténticos, como ella misma. "Mi poesía no está infectada ni resabiada, sino que es sencilla para que llegue a todo el mundo, para que todos la comprendan", explicaba.

Frente a ella, otros escritores con una trayectoria más consolidada, con varias publicaciones a sus espaldas, como es el caso del secretario de esta asociación cultural, Enrique Sánchez, o uno de los primeros socios, Fernando Sánchez. "Se trata de un grupo abierto, que intentamos expresarnos a través de la palabra", insistía Fernando, quien criticaba al mismo tiempo otros grupos literarios que son demasiado "elitistas". Enrique, por su parte, añadía que la poesía es patrimonio de todos y, como tal, debe ocupar un lugar accesible.

El presidente del colectivo confiaba en que este medio de expresión se universalice de una vez por todas y se adapte a los nuevos tiempos. "No somos la Generación del 27, estamos en pleno siglo XXI y tenemos que abrirnos a la sociedad", concluía. La próxima cita de este grupo poético será mañana, esta vez en el centro cívico que hay junto a la biblioteca de Lepanto.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios