El fiscal recurre la sentencia por la muerte de las dos niñas de Posadas

  • La intención del Ministerio Público es que el vecino que roció su casa con raticida sea condenado por un delito de homicidio imprudente y no por una simple falta

La Fiscalía Provincial de Córdoba ha recurrido la sentencia del Juzgado de lo Penal número 2 que absolvía de un delito de homicidio imprudente al vecino de Posadas que ocasionó la muerte de dos hermanas y lo condenaba, sin embargo, a pagar una multa de 3.600 euros por una simple falta. La intención del Ministerio Fiscal es que se reconozca a B. G. C. como autor de un delito, una decisión que ya está en manos de la Audiencia Provincial.

El fiscal solicitaba cuatro años de cárcel para el procesado, que en días anteriores al 30 de noviembre de 2006 fumigó su vivienda con un raticida altamente tóxico. Aunque sabía que el gas fosfuro que emite el producto podía filtrarse a los inmuebles cercanos, la sentencia consideró probado que el encartado no llegó a precintar "de forma absoluta todas las salidas del recinto", en referencia al fregadero de la cocina, que se encontraba atascado y conectaba con la arqueta general de la vivienda de las víctimas.

Así que dado que el gas fosfina tiene un poder de difusión en el medio aéreo muy importante y que incluso en el agua puede expandirse, el producto penetró en la casa colindante y fue inhalado por todos los miembros de la familia. Las consecuencias empezaron a notarse sobre las 03:00 del 30 de noviembre. La sentencia subraya que todos los miembros de la unidad familiar -los padres y las dos hijas- comenzaron a sentir malestar general, vómitos y diarreas. Al principio, los síntomas fueron achacados a una posible intoxicación alimentaria, pero por la mañana la situación empeoró y los médicos del centro de salud de Posadas decidieron trasladar al matrimonio hasta el Hospital Reina Sofía. Horas más tarde, llegaron las niñas. Cristina, la menor, falleció sobre las 17:00, mientras que Ángela murió una hora más tarde.

La familia ya anunció tras conocer la sentencia su intención de recurrir el caso ante la Audiencia Provincial. Por su parte, el abogado de la defensa, Javier Pérez, calificó la sentencia de "honesta y valiente" y valoró la "solvencia" del magistrado, José Carlos Romero Roa. El letrado apuntó que el acusado se encuentra "aturdido por la presión social".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios