Más de 700 efectivos del Muriano irán en misión de paz a Líbano en agosto

  • La base militar, que celebró con un desfile el Día de la Inmaculada, patrona de la Infantería, está ya habilitada para participar en las nuevas operaciones que requiera la OTAN

Líbano es el próximo destino de la Brigada de Infantería Mecanizada Guzmán el Bueno X. En concreto, 760 efectivos irán en misión de paz en agosto de 2009, según anunció ayer el general jefe de la brigada, Ricardo Álvarez-Espejo, tras la celebración de la tradicional parada militar en el acuartelamiento para celebrar el Día de la Inmaculada, patrona de Infantería.

Los efectivos de la base de Cerro Muriano irán a Líbano tras la decisión que tomó el Consejo de Ministros en septiembre de 2006 de que en la zona hubiera presencia militar española; en detalle, la brigada participará como fuerza principal en la operación denominada Libre Hidalgo. Álvarez-Espejo explicó que la misión, en la que participarán un total de 1.100 efectivos, "está estandarizada" y que se realiza en tierras libanesas "para la separación entre el Ejército israelí y el de Líbano y las milicias de Jisbolá". La misión, continuó, "está bajo el mandato de Naciones Unidas, en un brigada multinacional que lidera España". "También formamos parte de un contingente multinacional, en que el que están India, Indonesia, Nepal y también unidades de El Salvador y Polonia".

Para el máximo responsable de las Fuerzas Armadas en Córdoba, se trata de "una misión que nos llena de orgullo y motivación, por la confianza con la que hemos sido distinguidos, y que nos exigirá una rigurosa y cuidadosa preparación, para estar a la altura profesional y humana que la sociedad espera de nosotros". "Sentimos un especial orgullo de poder actuar como embajadores de Córdoba por esas tierras de un significado histórico tan notable y de un valor estratégico tan trascendente para la comunidad internacional en general y, para España en particular, pues somos parte integrante del área mediterránea por su situación y por vocación", sentenció Álvarez-Espejo.

Otro de los aspectos que destacó el general jefe de la Brigada de Infantería Mecanizada Guzmán el Bueno X en su discurso fue el apartado de instrucción y adiestramiento de 2008, que "ha venido marcado por un intenso programa para superar la evaluación, tanto a nivel nacional como de la brigada multinacional y como fuerza de respuesta de la OTAN". Los resultados "satisfactorios" que ha obtenido la base le han permitido que durante el primer semestre de 2009 "esté a disposición de la Alianza Atlántica", apuntó. Esta situación hace que los efectivos de la base "puedan ser empleados en cualquier escenario que la seguridad y la estabilidad internacionales lo requieran", matizó.

En su alocución, también hizo referencia a la calidad de vida de los efectivos de Cerro Muriano y señaló "la buena situación" en la que se encuentra el proyecto de guardería. En concreto, se trata de un espacio que contará con 40 plazas y que, según las previsiones que maneja Álvarez-Espejo, estará lista el próximo año. "Esperamos que el año que viene se puedan facilitar los fondos y la construcción de la infraestructura", apuntó, y añadió que la guardería podrá incrementar su oferta de plazas "si las necesidades son mayores". Este centro, incidió, "proporcionará al personal de la base mayores posibilidades de conciliación de su vida familiar con una vida profesional siempre exigente en dedicación".

El cuidado al medio ambiente también ocupó parte del discurso de Álvarez-Espejo, al recordar que la base "ha contribuido a evitar y prevenir la propagación de incendios en época estival", mediante la "vigilancia en los lugares más sensibles y vulnerables".

Tampoco se olvidó Álvarez-Espejo del empresario vasco Ignacio Uría, "vilmente asesinado por la banda terrorista" ETA el pasado jueves.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios