Todos los ediles hacen su petición para el fondo de los 57 millones

  • El Consistorio pretende presentar un centenar de proyectos para la iniciativa

Queridos Reyes Magos, este año he sido bueno. Así debería empezar el informe que han remitido todas las áreas municipales con sus pretensiones de cara a contar con proyectos propios en el reparto de los 57 millones de euros del fondo de inversión municipal habilitado por el Gobierno central para hacer frente a la crisis realizando pequeñas obras públicas y contratando desempleados. Ese es, a día de hoy, el asunto principal que tiene en vilo al equipo de gobierno y el que está protagonizando la mayor parte de las reuniones.

Tal es la actividad que algunas áreas municipales han suspendido las vacaciones de funcionarios de forma que se pueda agilizar el proceso de selección de proyectos, que tienen que ser presentados ante el Ministerio de Administraciones Públicas. Ayer, con el listado de obras en la mano, los portavoces de IU y PSOE, Andrés Ocaña y Rafael Blanco, realizaron su primera puesta en común de las iniciativas que cada uno de sus concejales les han hecho llegar.

El teniente de alcalde de Urbanismo aseguró que el equipo de gobierno baraja presentar ante el Ejecutivo una cifra de entre 90 y 100 proyectos. Ninguna de estas iniciativas puede superar los cinco millones de euros de presupuesto y tienen que estar acabadas en los primeros meses del año 2009 (con la salvedad de aquellas que, por motivos insalvables, tengan que contar con una prórroga de seis meses).

La principal posición de fuerza que tiene el equipo de gobierno se basa, fundamentalmente, en un error. A estas alturas del año, ya debería estar aprobado por la Junta de Gobierno Local, al menos inicialmente, el proyecto de presupuestos de 2009. Como este expediente aún estaba en fase de redacción, el equipo de gobierno puede meter en el fondo todos los proyectos que tenía previsto financiar mediante recursos propios o deuda de cara a la anualidad del año próximo. El Gobierno prohíbe proponer las obras que estuvieran incluidas en el anexo de inversiones de 2009. "El próximo será un ejercicio histórico", afirmó Ocaña. El mensaje que se esfuerza por difundir el equipo de gobierno es que no se va a ahorrar ni un euro. El dinero que venga del Gobierno liberará recursos municipales para dedicarlos a otras cuestiones.

La pretensión del equipo de gobierno es que todos, o casi todos, los entes municipales participen en los proyectos del fondo de inversión municipal. La amplitud de criterios con el que ha sido diseñado desde el Ministerio de Economía permite financiar desde un centro cívico hasta unas obras de canalización o la reforma de una calle. Sí queda claro que determinadas iniciativas, como la culminación del estadio, quedarán dentro de la competencia financiera municipal.

En estos momentos, el problema es más técnico que político. El Ayuntamiento tendrá que redactar docenas de proyectos en un tiempo récord. La versión más extendida es que los servicios municipales no van a poder responder a tiempo. En ese sentido, el Consistorio no tendría más remedio que acudir a profesionales libres, arquitectos e ingenieros, de cara a preparar la documentación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios