El cierre de la calle Teresa Jornet se inicia hoy y durará tres meses

  • El hallazgo de una muralla cristiana obliga a desplazar el colector y, por tanto, a cambiar el calendario de obras de urbanización de la zona de la Puerta del Puente

Comentarios 1

La calle Santa Teresa Jornet quedará cortada al tráfico a partir de hoy y el cierre circulatorio se prolongará durante los próximos tres meses. Así lo informó ayer el concejal de Movilidad, José Joaquín Cuadra, al dar a conocer el cambio de fechas en las obras de reurbanización de la zona de la Puerta del Puente, que se ha visto alterado como consecuencia del hallazgo de una muralla cristiana en un lugar por el que estaba previsto el paso del colector de aguas. Según detalló el edil, los cambios afectarán también al tráfico del tramo de la avenida Doctor Fleming que conecta las calles Doctor Marañón y Amador de los Ríos, donde tan sólo se permitirá el tránsito de los vehículos autorizados, de residentes y de hoteles. El responsable del Gobierno local precisó asimismo que esta fase de la actuación no implicará cambio alguno en el tráfico por la Ribera.

Esta alteración de planes en el programa previsto para la zona de la Puerta del Puente tiene como objetivo impedir que se produzca un parón en el desarrollo de esta actuación. Durante estos tres meses, según indicó el concejal de Tráfico, se llevarán a cabo las acometidas de agua y alcantarillado en la calle Santa Teresa Jornet. Asimismo, Cuadra explicó que los operarios ejecutarán esta parte de la intervención mientras que los arqueólogos se dedican al estudio de los restos, hallados a pocos metros de la embocadura de este viario limítrofe con uno de los extremos del Alcázar de los Reyes Cristianos.

Al margen del trabajo arqueológico propiamente dicho, los técnicos buscarán en estos tres meses una solución para realizar el pozo de ataque, el lugar hacia el que se dirige el colector. Como explicó el edil, se trata de un trabajo "complejo", ya que en pocos metros han aparecido restos de cinco murallas diferentes, por lo que se deberá hilar muy fino a la hora de fijar el nuevo recorrido del colector en su camino hacia el pozo de ataque.

En lo referente al resto de cambios circulatorios que están relacionados con el corte de Santa Teresa Jornet, Cuadra hizo especial hincapié en la retirada de forma provisional de la pilona de la calle Amador de los Ríos, un mecanismo que hasta ayer impedía que los vehículos procedentes tanto de la Ribera como de la avenida Doctor Fleming pudieran circular en dirección a la Mezquita. El edil destacó que este cambio está pensado para que los coches puedan bajar a la Ribera por la Puerta del Puente, si bien indicó que la zona de la Mezquita no perderá su carácter peatonal. A este respecto, el responsable del Gobierno local señaló que los vehículos "no podrán permanecer aparcados en el entorno de la Catedral".

En el sentido opuesto de la circulación, el acceso desde la Ribera hacia la calle Santa Teresa de Jornet será desviado en dirección al puente de San Rafael y la avenida del Corregidor. El recorrido alternativo recomendado desde el Área de Tráfico consiste en continuar por la vía de servicio de la avenida Conde de Vallellano y la calle Doctor Marañón en dirección a la avenida Doctor Fleming. En cualquier caso, en la intersección entre Doctor Marañón y Doctor Fleming hay un panel que indica que el acceso está restringido a vehículos autorizados para entrar en la zona de la Mezquita, el Alcázar Viejo y los hoteles.

Cuadra también ofreció datos estadísticos sobre el promedio de vehículos que circulan a diario por la calle Santa Teresa Jornet, que es de 7.114 vehículos desde este viario hacia la Ribera y de 2.682 en sentido contrario. El representante del Área de Tráfico ha pedido a los ciudadanos que eviten, en la medida de lo posible, sobrecargar la circulación en el entorno de Doctor Fleming.

7.114

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios