La UCO expedienta a la constructora del Leonardo da Vinci por los retrasos

  • La Unión Temporal de Empresas Aldesa-Ecasur tendrá que abonar a la Universidad 2.116 euros por cada día de demora en la entrega del edificio, que no prestará servicio hasta el curso 2008-2009

El último edificio que queda por levantar en el Campus de Rabanales, el Leonardo da Vinci, está creando demasiados problemas al equipo de gobierno de la Universidad de Córdoba (UCO), tantos que la institución académica ha abierto un expediente de penalización económica a la Unión Temporal de Empresas (UTE) Aldesa-Ecasur por el incumplimiento de las fechas, según anunció ayer el rector de la UCO, José Manuel Roldán Nogueras, durante la sesión del Claustro anual. "Nos preocupa el Leonardo da Vinci y estamos en una situación no deseable", reconoció el máximo responsable de la institución académica.

El último acuerdo al que llegaron la UCO y la constructora se firmó en marzo, fecha en la que "se revisaron los plazos de entrega", detalló. Desde entonces, "se ha realizado un seguimiento detallado de la obra y se han mantenido diversas reuniones con la empresa que han finalizado con un claro incumplimiento por su parte", incidió. El pasado 1 de septiembre, la UCO abrió el citado expediente que, según la ley de contratos, obliga a la empresa a indemnizar a la Universidad al pago de 0,12 euros diarios por cada 601 euros de la cantidad adjudicada de la obra, fijada en más de 12 millones de euros. Esto significa que la constructora tendrá que abonar a la institución académica por cada día de retraso en la entrega del Leonardo da Vinci unos 2.116 euros. La constructora acordó finalizar el inmueble el 31 de agosto y, sin embargo, no será hasta el próximo mes de marzo cuando esté concluido del todo, según las previsiones que maneja el Vicerrectorado de Infraestructuras y Campus. Ante esta situación, la empresa tendrá que abonar casi 445.000 euros, ya que el retraso es de siete meses, mientras que el plazo de ejecución previsto era de 18 meses. La primera piedra del Leonardo da Vinci se puso el 9 de junio de 2005 y no será hasta el curso 2008-2009 cuando esté operativo.

El Leonardo da Vinci no fue el único inmueble al que hizo referencia Roldán Nogueras en su intervención, ya que también avanzó que el próximo mes de enero comenzará el traslado al edificio del antiguo Rectorado del Consejo Social, la Corporación Empresarial, diversas cátedras y aulas, además de la oficina para la Capitalidad Cultural de 2016. El rector también aludió a la situación de la Facultad de Filosofía y Letras y aseguró que la remodelación parcial del centro de la plaza del Cardenal Salazar no dará comienzo hasta los meses de septiembre o noviembre del año que viene.

Otra de las actuaciones que repasó Roldán Nogueras fue el de las obras de la Torre de la Facultad de Medicina. Aunque el proyecto de la obra ya se ha adjudicado, "aún queda por consensuar el plan de necesidades y llevar a cabo la redacción del proyecto básico y de ejecución". Tampoco olvidó el máximo responsable de la UCO la situación que atraviesa la Escuela de Enfermería. Al respecto, apuntó que el centro analiza de nuevo el proyecto inicial para comprobar si es necesario introducir alguna modificación, aunque las obras no se podrán poner en marcha hasta que culmine el traslado de la Escuela Politécnica Superior al Campus de Rabanales. Informó también de que se ha elaborado un estudio de necesidades de la Escuela Politécnica de Belmez en el que se deja clara la necesidad de construir un nuevo edificio para albergar la biblioteca.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios