Reclaman tres años por atropellar y matar a un hombre y fugarse

  • El accidente se produjo después de que el acusado colisionara contra un hombre que esperaba en el paso de cebra de Mercacórdoba para cruzar la calzada

La Fiscalía solicita un total de tres años de prisión para un joven acusado de atropellar mortalmente a un hombre y posteriormente darse a la fuga. Los hechos se remontan al 24 de febrero del pasado año, coincidiendo con la celebración del Carnaval.

La noche de ese día, el acusado, cuya identidad responde a las iniciales de J. M. G., recogió con su vehículo a un amigo y a dos chicas para pasar juntos una noche de fiesta. A lo largo de la noche, el imputado, de 25 años de edad, ingirió bebidas alcohólicas y mantuvo continuas discusiones con su amigo, según recoge el escrito de calificación provisional al que ha tenido acceso el Día.

Tras la celebración del Carnaval, sobre las 08: 30, J. M. G. dejó a las dos chicas en la calle Venerable Juan de Santiago y continuó la marcha con su amigo, quien le recriminó la actitud hostil que había mantenido con él toda la noche, según la Acusación Pública. Tras ello, ambos jóvenes protagonizaron una nueva discusión, por lo que el acompañante -que responde a las iniciales de C. R. L.- se bajó del turismo. Ante esta situación, el imputado, "muy alterado de ánimo e influido por el alcohol", continuó el recorrido a "gran velocidad". A la altura de la avenida Compositor Rafael Castro, en dirección a la glorieta de Mercacórdoba, el acusado recibió una llamada en el móvil. Al coger el teléfono se desentendió de la circulación, lo que provocó que el vehículo se saliese de la vía y colisionara contra el quitamiedos que había en el margen derecho de la calzada.

Tras perder la estabilidad, continuó la circulación apoyado sólo en las dos ruedas del lateral izquierdo hasta llegar a la altura del paso de cebra en el que se encontraba la víctima esperando para cruzar correctamente la carretera.

Debido a la velocidad y a la falta de control, J. M. G. arrolló al hombre. Como consecuencia de las graves heridas sufridas, la víctima fue trasladada de urgencia al Hospital Universitario Reina Sofía, donde falleció pocas horas después.

El acusado, en lugar de socorrer al peatón, reanudó la marcha a "gran velocidad" sin prestar auxilio al peatón herido "a pesar de que era consciente del atropello". Para el Ministerio Público estos hechos constituyen un delito de homicidio cometido por imprudencia grave por el que le pide un año y medio de prisión y otro de omisión del deber de socorro, por lo que le reclama la misma pena. Además, la Acusación Pública también pide cinco años de privación del derecho a conducir ciclomotores y vehículos a motor.

Por su parte, los herederos de la víctima no reclaman en esta causa al haber sido ya indemnizados según sus peticiones. El juicio por estos hechos se celebrará próximamente en la sala de vistas del juzgado Penal 4.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios