La Policía activa un plan especial para evitar los robos en Navidad

  • Los días de Nochebuena, Nochevieja y Reyes serán los de mayor vigilancia

Evitar los hurtos que puedan producirse en el interior de los comercios y en las zonas de ajetreo y las sustracciones motivadas por el descuido de los viandantes es el objetivo principal del dispositivo especial puesto en marcha por el Cuerpo Nacional de Policía con motivo de la Navidad. El plan, en el que se implicará "la práctica totalidad de la plantilla", se prolongará hasta el próximo 7 de enero y prestará una atención especial al Centro y a barrios comerciales como La Viñuela, Santa Rosa o Ciudad Jardín, según informaron ayer fuentes de la Comisaría.

El dispositivo implicará que los casi 500 agentes de Córdoba estén "a pleno rendimiento" durante las fiestas. El trabajo, en concreto, se dividirá en turnos con la intención de que las 24 horas del día queden totalmente cubiertas y de que, en cualquier momento, un centenar de agentes vele por la seguridad de las calles. La avenida Ronda de los Tejares, la calle Cruz Conde, Claudio Marcelo, Reyes Católicos, la plaza de las Tendillas, Colón, Puerta Osario y, sobre todo, el Bulevar del Gran Capitán serán las zonas que centrarán buena parte de la atención de los agentes, según las fuentes policiales consultadas.

Fuera del Centro, la presencia de patrullas también será mayor en barrios con gran actividad comercial como Ciudad Jardín. La vigilancia aquí se centrará en la plaza de Costa Sol, la glorieta Cisneros, las calles Damasco y Antonio Maura o la avenida República Argentina. La Viñuela -con la avenida de Barcelona y Jesús Rescatado- y Santa Rosa serán los otros dos grandes focos de acción de los agentes en uniforme.

Los efectivos que operarán hasta el día de Reyes de paisano lo harán fundamentalmente en las zonas menos concurridas de la ciudad, sobre todo en los polígonos industriales, donde la actividad disminuye por las vacaciones de las empresas allí radicadas. El objetivo en estos casos es velar por que los establecimientos que se encuentran cerrados no sean objeto de robos. Las viviendas que se quedan vacías durante unos días -fundamentalmente en Nochevieja y el día de Año Nuevo- tampoco escaparán a la vigilancia.

El despliegue policial vivirá su apogeo durante la Nochebuena, a lo largo de la Nochevieja -fundamentalmente en Las Tendillas y sus alrededores- y en el día de Reyes, pues son las fechas con mayor presencia de ciudadanos en la calle. En Nochevieja, además, las patrullas seguirán de cerca el desarrollo de los cotillones y de las fiestas en los bares de copas para proporcionar seguridad y evitar que se produzcan reyertas y peleas derivadas del exceso del alcohol.

La coordinación con la Policía Local y con la Guardia Civil será otra de las claves. En 2005, el apuñalamiento mortal a un joven en un pub de Ciudad Jardín encendió todas las alarmas sobre la seguridad en estas fechas. Desde aquel año, no se han producido sucesos de gravedad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios