Merienda a escala mundial

  • Medio centenar de jóvenes perfeccionan su inglés, francés, italiano y alemán en compañía de estudiantes extranjeros que vienen de intercambio a la capital

Comentarios 2

La Casa de la Juventud acogió ayer la tercera sesión de la primera edición del Café de las Lenguas, una actividad que da la posibilidad a jóvenes de Córdoba de que interactúen con otros estudiantes extranjeros que residen en la ciudad.

Esta iniciativa, que comenzó el 18 de marzo y que finalizará el próximo 15 de abril, permite a cualquier persona que esté entre los 14 y los 30 años la práctica de cualquiera de los cuatro idiomas más hablados en el continente europeo, es decir, el inglés, el francés, el italiano y el alemán. Sin embargo, la diferencia con otros talleres de lenguas extranjeras reside en que parte de los alumnos también son estudiantes jóvenes que están de intercambio en España y también necesitan aprender castellano, como es el caso de Sandrine Bouquet, de 23 años y procedente de la localidad de La Rochelle (Francia).

Bouquet explica, con un español muy fluido y mientras ultima los preparativos de su exposición sobre su ciudad natal, que está realizando prácticas en una organización de comercio justo y se enteró de la actividad. "Estudié la carrera de Traducción e Interpretación y al llegar a España me di cuenta de que tenía que aprovechar todas las posibilidades para integrarme y aprender a fondo este idioma", a lo que añadió que "en estas sesiones, no sólo me dedico a enseñar francés y aprender castellano, sino que además puedo relacionarme con mucha gente, lo que me aportará más agilidad a la hora de hablar".

La coordinadora del proyecto Córdoba Eurojoven, Noelia Mascuñano Almagro, destacó que este taller organizado por la Asociación Centro Andaluz de Iniciativa Internacional surgió durante un viaje de intercambio con Polonia que realizó el año pasado una expedición de jóvenes cordobeses. Mascuñano señaló que "los participantes observaron que una vez que finalizó el intercambio, no tenían más medios para seguir practicando idiomas, por lo que se creó este programa al que pertenece el Café de las Lenguas", apuntó la organizadora.

Uno de esos jóvenes es Guillermo Moral Correa, de 17 años, que a pesar de estudiar cuarto de inglés en la Escuela Oficial de Idiomas, decidió asistir a estas sesiones con el objetivo "de complementar todo lo que aprendo en las clases de la escuela y que una nativa de mi misma edad pueda corregirme". Y es que, según señala Mascuñano, el principal obstáculo que se encuentran aquellas personas que quieren aprender un idioma es ponerlo en práctica cuando están rodeados de más gente, por esto "al introducirlos en un ambiente con jóvenes de su misma edad conseguimos que pierdan ese miedo a hablar en público", afirmó.

La organizadora informó de que medio centenar de interesados se han inscrito en estas clases, siendo el idioma estrella el inglés, con cerca de 30 estudiantes. Mascuñano subrayó que "paradójicamente", la mayoría de los nativos de esta lengua provienen de Estados Unidos, mientras que los ingleses son una minoría.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios