El Consistorio ultima los detalles del contrato para reformar el Palacio del Sur

  • El gobierno municipal pretende anunciar un preacuerdo con Rem Koolhaas y, a la vez, la liquidación con Ferrovial de forma que el Pleno de septiembre apruebe los expedientes

El gobierno municipal ha cambiado sustancialmente el discurso en torno a las negociaciones con Rem Koolhaas. Si la semana pasada el holandés tenía un pie fuera del contrato, los mensajes que se emiten desde el Consistorio son hoy los opuestos. Según las fuentes consultadas, los negociadores del Ayuntamiento se encuentran cerrando los detalles del acuerdo con la oficina de Rem Koolhaas una vez que las posiciones se han acercado sustancialmente. Ayer mismo se estaba trabajando en ambos aspectos.

La previsión del equipo de gobierno pasa por anunciar en los próximos días -muy probablemente, antes de final de semana, si se cumple el calendario previsto- un acuerdo definitivo con la oficina holandesa que incluya tanto en los aspectos económicos del contrato como en la concepción del nuevo edificio. En el mismo anuncio, se pretende cerrar el capítulo de la liquidación con Ferrovial, lo que confiere a la negociación aún más dificultad. En realidad, se trata de cuestiones que se encuentran interconectadas. No se puede empezar a reformar el proyecto de ejecución hasta que no se le adquiera la propiedad de este diseño, que en la actualidad es propiedad de la multinacional. A su vez, no parece probable que Ferrovial venda el proyecto -por tres millones de euros- sin garantizarse de algún modo que va a cobrar otras cuantías en las que habría incurrido durante la gestión del contrato.

Tanto en el caso de Koolhaas como el de Ferrovial las claves de las negociaciones son similares. Según las fuentes, se habría producido un acercamiento entre lo que se reclama y lo que se está dispuesto a pagar por ello. Las primeras cifras que pusieron sobre la mesa tanto la multinacional como el despacho de arquitectura eran calificadas como inaceptables por el equipo de gobierno.

En cualquier caso, el anuncio que pueda realizar el gobierno municipal antes del fin de semana -si se cumple el calendario que se baraja- tiene que ser calificado como provisional hasta tanto no exista un reconocimiento administrativo y expreso por parte de los servicios técnicos, jurídicos y económicos de la institución. Probablemente, será el Pleno ordinario del mes de septiembre el que estudie toda la documentación. En el caso de OMA, se trataría de la contratación efectiva y oficial de la redefinición del contrato. En el caso de Ferrovial, se trata de un aspecto de control de gasto por parte de los responsables del control legal y económico de la institución, la Secretaría General y la Intervención.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios