La Autovía de Málaga continúa en obras durante otro año más

  • Nadie del Gobierno se atreve a dar una fecha de terminación de la A-45, que en 2008 ha abierto dos tramos más · La Autovía del Olivar sigue en construcción en el tramo entre Lucena y Cabra

Comentarios 12

A primeros de año parecía que sí, que 2008 acabaría con el total de la Autovía de Málaga (A-45) y con la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, presumiendo de la gestión de su departamento. Sin embargo, no ha sido así. Se abre un nuevo periodo presupuestario y el tan traído y llevado puente de Benamejí sigue en obras, y es más, casi nadie del Gobierno se atreve a vaticinar una fecha de terminación de la A-45. La realidad es que 2009 ya está aquí y el viaducto sobre el río Genil es el único escollo que tienen que soportar los miles de cordobeses que se desplazan los fines de semana y los periodos vacacionales hasta la Costa del Sol.

De todas formas, algo se ha avanzado en esta importante infraestructura, ya que a lo largo de 2008 se han puesto en servicio dos tramos importantes. El primero fue el de Benamejí-Antequera, el último de todo el nuevo trazado y que entronca con la A-92 y con la A-45 ya en servicio hasta Málaga. Magdalena Álvarez presidió un acto cargado de críticas por la cercanía de las elecciones generales y andaluzas, pero que finalmente fue autorizado. Después de varios años de retrasos, modificaciones de proyectos y nuevas expropiaciones, el 9 de julio se abrió al tráfico la Variante de Encinas Reales, eliminando así la travesía más tediosa del itinerario Córdoba-Málaga. Quizás porque eran conscientes del cúmulo de errores técnicos y políticos que ha supuesto este tramo -de apenas cuatro kilómetros y que se ha tardado en construir más de cuatro años- su apertura al tráfico se llevó a cabo sin ningún acto protocolario de por medio.

En este año 2008 que acaba se conoció un poco más del estudio informativo de la autovía A-81, la nueva gran apuesta para la provincia y que une por una carretera de doble carril Badajoz, Córdoba y Granada. El documento, cuyo contenido avanzó El Día, generó alguna que otra polémica, ya que sus redactores lanzan en el mismo una serie de recomendaciones que no gustaron a los alcaldes del Valle del Guadiato. Así, los técnicos indican que el tramo de la futura A-81 entre el sur de Badajoz y Espiel debería efectuarse en dos fases, una primera con una carretera convencional y otra posterior, más a largo plazo, para construir los otros dos carriles que faltan, ya que el volumen de tráfico actual no justifica la construcción de una autovía de nueva generación. La propia Magdalena Álvarez tuvo que salir a la palestra y asegurar que, al margen de las cuestiones técnicas, la voluntad política del Gobierno era la de realizar la autovía en todo el recorrido Badajoz-Córdoba-Granada.

En materia de carreteras, la Junta de Andalucía también ha puesto en marcha algunos proyectos de interés para la provincia. Los avances más significativos se han producido en la Autovía del Olivar, que en Córdoba sólo tiene en obras el tramo Lucena-Cabra y que presumiblemente estará acabado para mediados de 2009. En el resto de trayectos, Obras Públicas ha encargado los proyectos e incluso es probable que se encarguen las obras en alguno de ellos. El más atrasado es el de Doña Mencía a la N-432, cuya construcción tiene que realizarse en coordinación con el Ministerio de Fomento.

De otro lado, se ha avanzado en el plano técnico en la futura Autovía a Jaén a través de la A-306 -el primer tramo (Variante de El Carpio) empezará a realizarse en 2009- y en el desdoble de la A-431 hasta Almodóvar del Río. Como obras significativas, la Administración autonómica ha abierto al tráfico a lo largo de 2008 el nuevo puente sobre el Guadalquivir en Palma del Río, una infraestructura imponente que ha costado 16 millones de euros, y la Variante de Pozoblanco, una ronda que evita el tránsito por el centro de la ciudad de unos 3.000 vehículos diarios, según los datos de Obras Públicas.

Otra de las noticias de alcance del año fue el anuncio del presidente Chaves, previa promesa electoral, de la construcción de un apeadero del AVE en la comarca de Los Pedroches, concretamente en el término de Villanueva de Córdoba. La Junta se implicó así en una demanda histórica de los vecinos de esta comarca e incluso ya se ha avanzado que en las primeras semanas del mes de enero de 2009 se firmará el convenio entre la Administración andaluza, la Diputación y el Gobierno central para adaptar como estación de alta velocidad de la parada técnica existente.

De momento, Obras Públicas prevé una inversión de unos 12 millones de euros en los accesos al apeadero, incluida una nueva ronda en Villanueva de Córdoba que evite el paso por el casco urbano de los vehículos que quieran acercarse hasta la estación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios