La Audiencia confirma la absolución de unos parcelistas de Medina Azahara

Comentarios 3

La Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Córdoba ha ratificado la sentencia que absolvió a los responsables de una construcción en la parcelación de Las Pitas, ubicada en la zona declarada como Bien de Interés Cultural (BIC) de Medina Azahara, porque no quedó acreditada la fecha concreta en la que se realizaron las edificaciones. El tribunal considera probados los mismos hechos que estimó en su día el titular del Juzgado de lo Penal número 3.

Es decir, los dos acusados son propietarios de una parcela en la zona de Las Pitas y, entre 1995 y los primeros meses de 2003, edificaron una vivienda de planta rectangular de cinco por siete metros, una construcción realizada en "suelo rústico no urbanizable" pero en un núcleo "muy desarrollado por otras edificaciones".

En el año 2003, la Junta decidió acordar la ampliación de la zona BIC, que alcanzó a este núcleo parcelario. El fallo no considera probado que los acusados hayan realizado obras que afecten a la estructura externa, "limitando su trabajo" al acondicionamiento interno de la vivienda, colocación de ventanas, pintura o fijación de sanitarios. En 2006, se acordó la paralización de las obras que se estaban ejecutando en la parcela.

La Fiscalía recurrió la sentencia del Juzgado de lo Penal, si bien "no formuló motivo alguno de discrepancia sobre la valoración de la prueba efectuada", en la que se basa la absolución, que "no es otro que la falta de acreditación de la fecha concreta en la que se realizaron las edificaciones".

El fallo de la Sección Tercera es uno de los primeros que adopta la Audiencia Provincial después de que el plenillo de magistrados decidiera hace unas semanas unificar criterios y doctrinas ante los casos de delitos contra la ordenación del territorio, endureciendo así las penas contra los parcelistas. Hasta el momento, sin embargo, las resoluciones que se han dictado muestran la misma tibieza que antes de que las doctrinas se unificaran de forma que las órdenes de derribo tardan en llegar.

En los últimos meses, sólo el Juzgado de lo Penal número 4 ha ordenado el derribo de una parcela, con la novedad de que se trataría de la primera demolición junto a Medina Azahara. Los juzgados penales 2 y 3, por su parte, han rechazado en resoluciones recientes adoptar esta medida, que la Fiscalía solicita en todos los casos de delito contra la ordenación del territorio.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios