24 detenidos en una red de narcotráfico que usaba una carpintería de tapaderaFiscal ve "inevitable" la demolición del edificio del Algarrobico

  • La Guardia Civil desarrolló la operación en cooperación con agentes de Francia, Alemania e ItaliaLa Comisión Mixta Junta-Estado se reúne el jueves para analizar la sentencia del Supremo

Un maestro carpintero alemán de aspecto inofensivo radicado en Alcalá de los Gazules, un pueblecito en el parque de Los Alcornocales, y una empresa que sacar a flote a sus 60 años. Así relatado parece casi una historia navideña. Pero la imagen bucólica cambia diametralmente cuando se sabe que el sexagenario alemán cuenta con hasta siete sentencias en firme de tribunales de Alemania y Bélgica desde el año 1972 por tráfico de drogas, que ha cumplido condenas de cárcel que suman 25 años, que H.U.B. (esas son sus iniciales) era el cabecilla de una organización que introducía droga por vía marítima desde Marruecos, reclutaba miembros para la banda, preparaba los maderos donde ocultaban droga, dinero y hasta lingotes de plata, y realizaba los envíos.

H.U.B. utilizaba su empresa de carpintería afincada en Alcalá de los Gazules como tapadera y donde preparaba el material que utilizaba para enviar la droga y el dinero a distintos países europeos.

La Guardia Civil, con la colaboración de la Policía de Núremberg (Alemania), la Gendarmería de Reims (Francia) y la Guarda de Finanza de Bolonia (Italia), ha detenido a 24 integrantes de la organización y se han incautado de 3.900 kilos de hachís, diversas cantidades de cocaína y marihuana, 534.000 euros en efectivo, cinco embarcaciones recreativas y tres turismos. Las detenciones se han llevado a cabo en Alcalá de los Gazules, El Puerto, Jerez, Chipiona, Núremberg y Oberhausen (Alemania); Reims (Francia) y Bolonia (Italia). A los detenidos se les imputan los delitos de tráfico de drogas y pertenencia a organización criminal. El cabecilla está también acusado de blanqueo de capitales.

El consejero de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio de la Junta, José Fiscal, destacó ayer "la colaboración" entre el Gobierno central y la propia administración andaluza para abordar todas las cuestiones relativas al polémico hotel de El Algarrobico, ubicado en el Parque Natural Cabo de Gata-Níjar, al tiempo que recordó que la demolición del mismo es "inevitable".

Fiscal se refirió a la última sentencia del Tribunal Supremo (TS) instando a la Junta de Andalucía a acudir a la vía civil para hacerse con la titularidad de los terrenos. El titular de Medio Ambiente avanzó que el próximo jueves se reunirá la Comisión Mixta Junta-Estado para analizar el fallo e incidió en que la administración regional "no lo comparte" pero lo acata.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios