Teresa Rodríguez: "No son bromas, son delitos"

  • La coordinadora general de Podemos Andalucía ha declarado como testigo en la causa abierta contra el empresario que simuló besarla

Teresa Rodríguez. Teresa Rodríguez.

Teresa Rodríguez. / efe

Comentarios 8

La coordinadora general de Podemos Andalucía, Teresa Rodríguez, ha declarado este lunes como testigo en la causa judicial abierta tras la denuncia de la Fiscalía de Sevilla contra el empresario y ex vocal de la Cámara de Comercio Manuel Muñoz Medina por los hechos ocurridos el 20 de diciembre de 2016 en la sede de la Cámara, cuando se "abalanzó" sobre Teresa Rodríguez y simuló besarla, y ha aseverado que "este tipo de cosas no son bromas, sino que son delitos". "La Ley debe proteger a las personas que son objeto de ese tipo de agresiones", ha dicho.

Teresa Rodríguez ha indicado que puso en conocimiento de la Fiscalía los hechos "con dos motivaciones muy claras", como son "trasladar a la sociedad y a la opinión pública el mensaje de que este tipo de cosas no son bromas" y, en segundo lugar, que el empresario denunciado "no vuelva a hacerlo con nadie más, y especialmente con personas que son más vulnerables que yo, que no tienen el altavoz que yo tengo y no tienen la capacidad de ejercicio de sus derechos civiles que yo tengo".

"Nunca he tenido ningún problema en venir a declarar", ha puesto de manifiesto Teresa Rodríguez en declaraciones a los periodistas tras prestar declaración por espacio de casi una hora ante la juez de Instrucción número 11 de Sevilla.

Para la diputada "es una obligación para con las personas que puedan ser potenciales víctimas cuando además no hay una muestra de arrepentimiento, más bien hay una muestra de ostentación, de quitarle importancia, de entender que es una broma".

La dirigente de Podemos ha aludido así a la justificación que el empresario dio en su declaración judicial, en la que señaló que le gastó "esa problema porque es de Cádiz, donde hacen chirigotas que se ríen hasta del Rey". Rodríguez ha insistido en que su objetivo es también trasladar a la sociedad "el mensaje de que este tipo de cosas no son bromas, sino que son delitos, que la ley debe proteger a las personas que son objeto de este tipo de agresiones, no son bromas y menos bromas que tengan que ver con nuestra forma de ser".

Ha señalado que en su declaración ante la jue ha tenido "la sensación de que te están cuestionando, creo que es algo que le pasa a muchas mujeres que denuncian".

Ha reconocido que ha pasado por tres fases. "Vergüenza" cuando ocurrió porque "no sé por qué cuando te agreden la que sientes vergüenza eres tú", "indignación" y actualmente "determinación de actuar" para "hacer valor mis derechos como persona, como mujer y en mi caso como representante de medio millón de andaluces".

Su abogado, Luis de los Santos, ha explicado que no contempla el archivo de la causa, sino que "estos hechos tan graves se diluciden en un juzgado penal", si bien aún no ha decidido los delitos que calificará. Por su parte, el abogado defensor del empresario, José Manuel García Quílez, ha insistido en que todo fue una "broma de mal gusto" por la que su cliente "pidió perdón desde el momento en el que supo que la señora Rodríguez se sintió humillada" y ha añadido que no ve delito, por lo que en caso de que se abra juicio oral recurrirá.

Además, ha explicado en que la grabación de la Cámara de Comercio revela que la situación "no coincide" con la descripción de la denunciante, que habla de "que la arrinconó con violencia", sino que "todo transcurrió en un ambiente distendido" y el "tono era jocoso".

Inicialmente, la magistrada rechazó citar a Teresa Rodríguez como testigo en esta causa, decisión que el abogado del empresario recurrió ante la Audiencia Provincial de Sevilla, que le dio la razón y estimó conveniente su declaración judicial.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios