Juicio de los ERE

El juicio de los ERE sufrirá retrasos porque el Ministerio de Justicia no ha "liberado" a dos magistradas del tribunal

  • La vista oral arrancará el día 13 de diciembre, como estaba previsto, pero se verá afectada por demoras desde su inicio

  • A día de hoy las comisiones de servicio siguen sin aprobarse y las magistradas celebran juicios ordinarios sin poder dedicarse "en profundidad y con exclusividad" a estudiar el caso de los ERE

Los ex presidentes Manuel Chaves y José Antonio Griñán, acusados por el fraude de los ERE. Los ex presidentes Manuel Chaves y José Antonio Griñán, acusados por el fraude de los ERE.

Los ex presidentes Manuel Chaves y José Antonio Griñán, acusados por el fraude de los ERE. / antonio pizarro

El juicio por el denominado "procedimiento específico" de los ERE arrancará el próximo día 13 pero sufrirá importantes retrasos porque el Ministerio de Justicia aún no ha aprobado la "liberación" de dos magistradas de la Audiencia de Sevilla que conforman el tribunal y que en la actualidad continúan celebrando otros juicios y no han podido dedicarse a estudiar "en profundidad y con exclusividad" el voluminoso sumario de la macrocausa, compuesto por más de 216.000 folios.

Fuentes consultadas por este periódico han explicado que el Ministerio de Justicia todavía no ha aprobado las comisiones de servicio de las magistradas de la Sección Primera de la Audiencia de Sevilla Pilar Llorente y Encarnación Gómez, quienes junto al magistrado Juan Antonio Calle conforman el tribunal que debe enjuiciar a partir del día 13 a los 22 ex altos cargos procesados en la "pieza política" de los ERE, entre ellos los ex presidentes de la Junta Manuel Chaves y José Antonio Griñán.

Según estas fuentes, existía un compromiso para que las dos magistradas estuvieran "liberadas" de conocer los asuntos ordinarios de la Sección Primera de la Audiencia "un mes o mes y medio" antes de la vista oral, es decir, desde el mes de noviembre aproximadamente, pero a día de hoy siguen sin aprobarse sus comisiones de servicio por parte del Ministerio, cuando faltan sólo nueve días para el inicio del juicio. De hecho, una de las magistradas tiene fijado para el lunes 11 de diciembre una vista oral, tan sólo dos días antes del inicio de la sesión reservada para las cuestiones previas de los ERE.

Por ello, el juicio sufrirá retrasos desde el mismo día del inicio, aunque esto no significa que se vaya a suspender la vista oral, pero sí que una vez que se celebren las cuestiones previas –fijadas para los días 13, 14 y 15 de diciembre- la reanudación de la vista oral el 9 de enero –fecha prevista para la declaración de los primeros acusados- podría demorarse.

La Sala de Gobierno del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) propuso en su día que se crearan dos comisiones de servicio de las dos jueces para que quedaran liberadas mientras durara el juicio y lo mismo se propuso con respecto al ponente, el magistrado Juan Antonio Calle Peña, quien sí está liberado para el estudio de la causa desde julio pasado. La propuesta del TSJA fue ratificada por el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y según las mismas fuentes actualmente estas comisiones están a la espera de su aprobación por parte del Ministerio de Justicia, que debe aprobarlas en un conjunto de comisiones que también se han solicitado, como por ejemplo para el refuerzo de los juzgados específicos de cláusulas suelo.

Las mismas fuentes consultadas insistieron en que el "compromiso" al que se llegó cuando se planificó el juicio es que las dos magistradas estarían liberadas desde el mes de noviembre para que éstas pudieran tomar cierto conocimiento de la causa, para poder estudiar "en profundidad y con exclusividad" el voluminoso sumario, pero ese compromiso no se ha cumplido hasta la fecha.

Las magistradas siguen resolviendo en la actualidad asuntos ordinarios que llegan a la Audiencia de Sevilla, así como como recursos de apelaciones y causas con presos, que tienen tramitación urgente, por lo que no disponen del tiempo necesario e idóneo para estudiar con exhaustividad el que está considerado como el juicio "más complejo en Andalucía", dado que se trata de un procedimiento muy técnico que requiere "una concentración y dedicación máximas".

Los retrasos se producirán desde el inicio del juicio y además serán "irreparables", puesto que el tribunal tenía previsto ir avanzando en el estudio de las cuestiones previas que algunas de las defensas ya habían anunciado que presentarían en el juicio, y ese estudio no se ha podido realizar. Además, el retraso en el enjuiciamiento del "procedimiento específico" de los ERE afectará sin duda al resto de piezas de los ERE y de la macrocausa de Invercaria que están pendientes de enjuiciar en la Audiencia de Sevilla, con lo que la situación es más preocupante todavía.

La causa del "procedimiento específico" de los ERE tiene 38 tomos y seis anexos, lo que representan unos 16.000 folios, a los que hay que sumar los otros 200.000 folios (341 tomos y seis anexos) de la pieza principal de las diligencias 374/11, la pieza principal de los ERE en la que también hay multitud de documentos que deben analizarse a la hora de analizar el procedimiento específico.

Cuando se diseñó este juicio también se plantearon a la Consejería de Justicia e Interior de la Junta de Andalucía unas necesidades en materia de plantilla de funcionarios y medios materiales que, en este caso, sí se han cumplido por parte de esta administración pública.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios