Diego Fernández, el taxista del cine que transportó a las estrellas

  • Este hombre de 70 años junto a su hermano Juan, ya jubilados, son las personas que mejor conocen todos los rincones de la provincia donde se han rodado la mayor parte de las películas de cine

Si hay alguien que conoce como la palma de su mano todos los rincones donde se han rodado películas en Almería, es Diego Fernández junto a su hermano Juan. Ambos taxistas durante muchísimos años fueron los que llevaron en sus vehículos en la época de esplendor del cine a los actores más importantes de la historia, así como a directores y ayudantes de dirección.

Diego Fernández recuerda que su padre Diego, "fue el pionero de los taxistas de Almería en el mundo del cine". "En esa época -recuerda Diego- yo trabajaba en Colonización, pero como el cine parecía que podía ser un buen negocio, nos decidimos a ayudar a mi padre, y realmente no nos fue nada mal".

Diego que junto a su hermano Juan han sido los taxistas del cine en Almería, guarda grandes recuerdos de aquellos años. "La primera película en la que trabajé de taxista fue Tierra Brutal, aunque mi padre ya había trabajado en Ojo por ojo".

Todavía recuerda el primer coche que se compró . "Nada más terminar la mili, me saqué el carnet de primera y me compré un coche fiao, concretamente un 1.400, y empecé a ganar un dinero en la película Tierra brutal". Entre las curiosidades que recuerda Diego Fernández, está el hecho de que tres actrices celebraron su luna de miel en tierras almerienses.

"La primera fue Paquita Rico que se casó con Alfonso Ordóñez El Niño de la Palma y luego se vino a trabajar a Almería en una película. Yo los llevaba en el taxi. Otra que celebró aquí su luna de miel fue Carmen Cervera que vino acompañada de su marido, Lex Barker, famoso por sus películas de Tarzán. Y Conchita Márquez Piquer que se casó con Ramiro Oliveros estando rodando en Almería una película", dice Diego Fernández.

Aunque los hermanos Fernández han vivido una gran cantidad de rodajes, siempre trabajando, Diego que ahora tiene 70 años tiene muy claro que "se han rodado películas muy interesantes y espectaculares, pero la más importante quizá haya sido Lawrence de Arabia. No hay que desmerecer películas como Patton, Los tres mosqueteros, Indiana Jones y la última cruzada y Sandokán, donde trabajamos hasta 17 taxistas".

Diego Fernández en Lawrence de Arabia se encargó de llevar durante un tiempo a Omar Sharif al rodaje, "hasta que le trajeron un Chevrolet de Madrid", recuerda. Aunque este taxista, que hizo grandes amistades en el cine tiene muy claro que "lo que dejó mucho dinero en Almería y dio mucho trabajo fueron los spaguetti-western de Sergio Leone. Diego y Juan Fernández Muñoz llegaron a ser tan importantes para directores y productores que venían a Almería e iban a buscarlos para que fueran ellos los que les llevaran a las localizaciones. "Nosotros conocíamos la provincia como la palma de la mano, y cuando un director venía a Almería, lo primero que hacía era contactar con nosotros, nos decía lo que quería y nosotros lo llevábamos al sitio ideal. Era una manera de apoyar al cine entonces, no como ahora, que no tiene apenas apoyo de nadie, y eso ha hecho que el cine se haya desplazado hasta Alicante o Coín".

Para Fernández, el mejor director de arte que hay en el mundo es Gil Parrondo. "Fue una persona que apostó por el cine en Almería y trajo muchísimos rodajes a esta tierra. Siempre barrió para Almería, porque amaba Cabo de Gata y le gusta mucho esta tierra nuestra".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios